El despertar del Peregrino.


Quisiera decir que he estado en muchas partes
que he recorrido el mundo o por lo menos
decir que aunque fuera, he recorrido mi tierra!
Pero realmente no ha sido así, ni siquiera
puedo decir, que he salido de mi cárcel,
que he roto mis cadenas y que corro lejos!!

La verdad, y pese a que empiezo a resucitar
aun todavía, no me termino de levantar en pie,
con la seguridad de otrora, cuando empece a peregrinar.
Y ha falta de mi antigua sobervia para protegerme,
que tráto de matar, busco algo más noble para continuar...

Aún no me rindo y por eso, de sus cenizas despierto al Peregrino 
para que se ocupe de buscar al Guerrero que habita en mi,
mientras el Rey de Reyes agoniza en su bóveda celestial
y el poeta de pluma fría asúme con beneplacito el hablar por mi.
Espero pronto y así, liberarme al completar mi trinidad.


2 comentarios:

ada dijo...

Muy profundo y difícil de interpretar, aunque creo que en el fondo he comprendido.
Un abrazo

P. Andrés dijo...

¡Huy qué lúgubre! Claro que te paso visitando pronto. muy bonito el botón, gracias. Desde la bóveda pero sin agonizar...